Somos una clínica ambulatoria sin fines de lucro que brinda servicios de salud mental para familias latinas en un entorno bilingüe de sanación y esperanza. 16 años alimentando familias más fuertes para que vivan sus sueños.

¡Nuestras puertas virtuales permanecen abiertas! Aceptamos nuevos pacientes y referencias para servicios de terapia, psiquiatría, uso de sustancias y DWI

Uso de tecnologia durante la pandemia

Uso de tecnologia durante la pandemia

Nuestros socios y amigos de United Way of the Greater Triangle destacaron nuestros servicios de telesalud: terapia virtual como una acción tomada durante la pandemia para continuar sirviendo a las...

leer más
Unidos contra el COVID

Unidos contra el COVID

Unidos contra COVID se lanzó en Carolina del Norte en un momento crítico para guiar una respuesta y recuperación inmediata y equitativa ante una pandemia Muy emocionados de asociarnos con la Latino...

leer más
Talleres: Aprendamos juntos

Talleres: Aprendamos juntos

Participa en nuestra serie de talleres gratis: Aprendamos juntos: Cómo lograr una mejor calidad de vida, para padres y adultosSi vives en los Condados de Orange o Chatham, te invitamos a participar...

leer más

Ofrecemos servicios al cliente en forma directa y también capacitación para contribuir a que otras entidades puedan ofrecer sus servicios de manera más eficiente.

Servicios de consulta externa para la salud mental

Ofrecemos tratamientos que fomentan la salud mental y el bienestar para toda la familia. Nuestros clientes pueden elegir terapias individuales o grupales y utilizar los servicios de psiquiatría y servicios de manejo de casos.

Capacitación y asistencia técnica

Nuestra “Red de proveedores de salud mental para latinos (La Mesita)” conecta a los proveedores de Carolina del Norte que ofrecen servicios a la comunidad latina contribuyendo a disminuir el agotamiento profesional y a mejorar la calidad de atención a las familias latinas mediante el mayor uso de prácticas basadas en evidencias.

Apoyo a la comunidad y a las zonas rurales

Creemos que la accesibilidad es importante y por eso ofrecemos servicios en las escuelas y por telesalud. Debido a que somos la clínica bilingüe líder en la oferta de tratamientos integrales en Carolina del Norte, las familias que se acercan para utilizar nuestros servicios provienen de más de 20 condados.

Investigación y evaluación

Participamos de manera activa en las investigaciones focalizadas en los pacientes cuando esto fomenta nuestra misión y ayuda a la población a la cual servimos. Estamos expandiendo activamente nuestras investigaciones aplicadas, nuestros programas de evaluación y nuestras actividades de difusión. Nuestro objetivo a largo plazo es llegar a ser un centro modelo de recursos para la salud mental y servicios para el tratamiento por el uso de sustancias a nivel nacional.

Impacto

Clientes

Tratamientos

Condados Atendidos

%

de Mejora en el Funcionamiento de los Roles Sociales y Familiares

%

de los Clientes Fueron Menores no Acompañados

%

de Mejora a Nivel Clínico o Estabilización

%

de los Clientes Fueron Víctimas de un Crimen

(en su país natal, durante la migración o en los Estados Unidos)

*Todas las cifras reflejan datos recopilados en FY18

Red de proveedores de salud mental para latinos La Mesita

En nuestros años de experiencia brindando servicios de salud mental y uso de sustancias a familias de inmigrantes latinos, una cosa nos ha quedado clara: ¡necesitamos a otros para seguir! ¡necesitamos a la comunidad! Es por eso que construimos una red para conectar a las personas que brindan servicios a la comunidad latina llamada “La Mesita” para mantenernos enfocados en que la red es como venir alrededor de una mesa para hablar, compartir y aprender juntos. Interesado en unirse? ¡Lee más aquí!

Proyecto de Manos

Cuando vino a El Futuro por primera vez siendo alumna del octavo grado estaba pensando abandonar la escuela y no podía dejar de llorar de tristeza. Se rehusaba a escuchar a sus padres y se alteraba cuando alguien trataba de darle consejos. Supo de la existencia de El Futuro cuando realizamos una presentación en su escuela media. A partir de su terapia y de un tratamiento específico, creció su esperanza y una hermosa sonrisa volvió a aparecer en su rostro. En el noveno grado fue elegida para participar en el equipo de fútbol. En el décimo grado celebró su fiesta de Quinceañera. En el onceavo grado tomó por primera vez una clase de AP (honores). En su último año escolar, luego de recibir una carta de aceptación de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, se apresuró a escribir un correo electrónico a El Futuro para compartir la buena noticia: “Gracias por ayudarme y alentarme!” Su mensaje llevaba esta firma: “Una flamante futura Tarheel.”

Newsletter Sign Up